Tres funciones de tu cuerpo etérico

Introducción 

Nuestro cuerpo físico tiene su soporte en nuestro cuerpo etérico o energético. De este modo, cuando desaparece una parte del cuerpo físico puede quedar la sensación de tenerlo o el rechazo de un órgano ante un trasplante. Es esencial que conozcas las tres funciones de tu cuerpo etérico para potenciar tu bienestar personal. 

Cuando vives en armonía con la naturaleza estás cuidando de tu cuerpo etérico, lo que te lleva a vivir tu vida física desde la salud en tu cuerpo energético. Si te preocupa tu salud, asume tu responsabilidad y no esperes que un sistema de salud, como el que impera en occidente, basado en la enfermedad cuide de ti. 

Por otra parte, debes de conocer que tu ADN está relacionado con el cuerpo físico mientras que el ARN con el cuerpo etérico, sirviendo como patrón o base para tu ADN físico. 

Aumenta tu energía. Aumenta tu vitalidad. Aumenta tu humanidad.

Cómo se forma el cuerpo etérico. 

En nuestro cuerpo existen los llamados chakras o centros energéticos que tienen correspondencia con órganos y glándulas de nuestro cuerpo. El alma necesita un recipiente vacío creado por la madre tierra como receptor de la información que son estos centros energéticos. De este modo, primero se crea el mundo energético, después el mundo físico y en último lugar el mundo mental. 

La madre tierra nos dota del cuerpo energético y después la nuestra madre terrenal de nuestro cuerpo físico.

Funciones del cuerpo etérico

El molde 

El cuerpo energético es el molde sobre el que se crea el cuerpo físico. La base de la creación del mundo material siempre empieza en el aspecto energético. 

El suministro de fuerza

El cuerpo etérico suministra al cuerpo físico la fuerza vital. Capta y transmite el prana, que es la fuerza que nos rodea, al cuerpo físico. Si estás con vitalidad alta, tu cuerpo etérico suministra suficiente energía a tu cuerpo físico, haciendo que funcione bien. Lo que más no aumenta el prana o fuerza vital es llevar una vida en armonía con los ciclos de la naturaleza y en contacto con la misma.

A más hormigón menos prana, a más naturaleza más prana.

Percibe los movimientos emocionales o de pensamiento

Estos movimientos rápidos e incontrolados de los pensamientos son percibidos por nuestro cuerpo físico afectando nuestra salud. Cuando una persona tiene un estado de ánimo bajo, la solución quizás no esté tanto en un fármaco, sino en un estilo de vida más tranquilo y sosegado, que tome más el sol y tenga tiempo para estar en contacto con la naturaleza. 

Opta por un estilo de vida que te permita tener un cuerpo energético vibrante.

Cómo fortalecer tu cuerpo etérico 

Primero de todo toma coma consciencia, calma y alinea tu vida con la naturaleza

  • Acuéstate y levántate temprano
  • Establece un mayor contacto con la naturaleza 
  • Toma el sol 
  • Abraza un árbol o siéntate y apoya tu espalda
  • Medita y contempla

Conócete y conoce lo que quieres experimentar en esta existencia terrenal. Haz cosas que te permitan estar más fuerte, más creativo, con más energía con metas y proyectos en coherencia con lo que de verdad sientes. Te invito a que te plantees: 

  • ¿Qué quieres hacer?
  • ¿Dónde quieres vivir? 
  • ¿Con quién quieres vivir? 

Conclusión 

Espero te haya sido provechoso lo expuesto acerca de las tres funciones de tu cuerpo etérico, y cómo este es el responsable de pasarle la fuerza vital a tu cuerpo físico. No se trata de la edad sino de cuan vibrante y vivo estás hoy. En naturopatía la aplicación de un tratamiento va a depender no tanto de la edad de la persona sino de la fuerza vital de la misma, que tiene que ver con la fortaleza de su sistema inmunológico, el cual es el puente de unión entre el cuerpo etérico y el cuerpo físico.

Tu salud y tu bienestar empiezan por tu cuerpo etérico. 

En un estado expansivo de la consciencia se puede incluso sanar este cuerpo físico. Te invito a tener unos ojos nuevos para la vida, a vivir en un estado expansivo de la consciencia, seguir el camino del corazón y realizar una acción consciente.  

Y como nos indica la canción de El libro de la selva, recuerda: 

“Busca lo más vital, no más.

Lo que has de precisar, no más.

Nunca del trabajo hay que abusar.

Si buscas lo más esencial.

Sin nada más ambicionar.

Mamá naturaleza te lo da”

Si tienes alguna duda o comentario, por favor házmelo saber en los comentarios ya sabes que siempre te leo. 

Espero nos volvamos a ver pronto. 

Cuídate.

Deja un comentario